La preocupación estética de los hombres según el doctor Jorge Planas

Jorge Planas
Dr. Jorge Planas. /Foto: Clínica Planas

La masculinización facial es una realidad y, según los expertos, esa nueva necesidad de los hombres de dotar a su rostro de un aspecto más varonil a través de operaciones como la de la mandíbula tiene, en gran medida, su origen en las redes sociales. Hemos hablado con el doctor Planas, a quien la revista Forbes ha distinguido como uno de los especialistas en cirugía plástica y estética más prestigiosos de España. Gracias a él, que cuenta con más de 30 años de experiencia en la profesión y ha tratado a más de 25 mil pacientes con diferentes patologías, hemos comprendido un poquito más cómo se desarrolla y por qué motivos una operación de mandíbula en el marco de la masculinización facial.

Mandíbula
Oriol Elcacho. /Foto: Getty

Pregunta: ¿Cuáles podríamos decir que son los tratamientos de masculinización facial más demandados?

Respuesta: La masculinización facial no es otra cosa que reforzar aquellos rasgos que consideramos masculinos. Los principales son tres: el mentón, que debe ser cuadrado y prominente; la mandíbula, marcada; y por último, los pómulos, que no deben verse redondeados como los de las mujeres sino rectos, buscando lo que llamamos «efecto hueso». Es importante que el cirujano conozca bien la anatomía facial del hombre y realice un diagnóstico personalizado a cada paciente. Saber qué rasgos hay que resaltar es clave para lograr un resultado masculino, atractivo y natural.

P: ¿Cómo se consiguen estas cosas?

R: Desde el campo de la cirugía plástica y la cirugía maxilofacial, podemos conseguir esto con diferentes técnicas: la infiltración de grasa propia del paciente para dar mayor volumen en estas zonas, avances mandibulares en caso de retrognatia severa y mala oclusión y la utilización de implantes a medida, tanto para mandíbula como para mentón, realizados mediante tecnología 3D. Esta última opción está cogiendo cada vez más fuerza, ya que gracias a los avances tecnológicos podemos realizar diagnósticos tridimensionales extremadamente exhaustivos y planificar las cirugías de forma virtual para conseguir unos resultados altamente predecibles y exactos.

Mandíbula
Johannes Huebl./Foto: Getty

«En Clínica Planas hemos detectado un aumento de un 6% de varones en los últimos cinco años».

P: ¿En qué porcentaje ha aumentado la afluencia de hombres en las clínicas estéticas en los últimos años? 

R: El volumen de pacientes masculinos en las clínicas de cirugía estética va creciendo de forma constante año tras año. En Clínica Planas hemos detectado un aumento de un 6% de varones en los últimos cinco años. Actualmente el 26% de las personas que nos visitan son hombres.

P: ¿Podríamos decir que hasta hace unos años las prótesis de mandíbula se ponían únicamente por necesidad o por una acentuada exigencia estética y que ahora se hacen como un retoque más superficial?

R: Hasta hace pocos años los materiales y la tecnología disponibles para la creación de prótesis faciales eran más limitados que en la actualidad. Gracias a los avances tecnológicos podemos realizar diagnósticos tridimensionales extremadamente exhaustivos y planificar las cirugías de forma virtual para conseguir unos resultados altamente predecibles y exactos. Además, las nuevas técnicas de impresión 3D mediante materiales biocompatibles permiten crear estructuras mucho más complejas y adecuadas a las necesidades estéticas de cada paciente. Con todo esto, podemos decir que se ha ampliado en gran medida el abanico de posibilidades para tratar de forma adecuada y proporcionada todos los grados de inestetismos faciales.

«En los últimos años la demanda de pacientes varones que solicitan dotar su rostro de unos rasgos más masculinos se ha incrementado considerablemente».

P: ¿Qué precio tiene la operación de mandíbula?

R: El precio depende de diversos factores, como el tipo de prótesis. También puede ser que para lograr el resultado deseado por el paciente sea necesaria más de una intervención o especialidad, lo cual elevaría el coste.

 P: ¿Todavía la demandan más mujeres que hombres?

R: En los últimos años la demanda de pacientes varones que solicitan dotar su rostro de unos rasgos más masculinos se ha incrementado considerablemente, tanto en medicina estética como en cirugía estética. Esto incluye la cirugía mediante prótesis faciales también, sobre todo las prótesis a nivel de los ángulos mandibulares para dotar a la mandíbula de una forma más armónica y varonil.

Mandíbula
Andrés Velencoso. /Foto: Getty

P: ¿Cómo es la recuperación?

R: Para la colocación de la mayoría de prótesis faciales se utilizan abordajes intraorales (por dentro de la boca), lo que nos permite eliminar cualquier estigma cutáneo. El resultado es casi inmediato y el paciente por lo general podrá desarrollar su actividad habitual en pocos días.

P: ¿Se la puede hacer todo el mundo?

R: Como en todo acto médico y quirúrgico, la indicación debe realizarse tras un minucioso estudio facial y sobre todo a nivel de esqueleto facial mediante las pruebas actualmente disponibles. Las contraindicaciones son escasas pero deben ser discutidas y valoradas en cada caso particular.

«Cada vez más personas quieren parecerse más a su versión con filtros o a los influencers a los que siguen».

P: ¿Cree que el uso de las redes sociales ha empujado a que muchos hombres pidan cita en consulta y quieran operarse para «parecer más hombres»?

R: Indudablemente. Las redes sociales y los selfies han cambiado la forma en la que nos vemos a nosotros mismos y cómo vemos a los demás. Cada vez más personas quieren parecerse más a su versión con filtros o a los influencers a los que siguen. Los hombres no se libran de este fenómeno. De hecho, el trabajo del cirujano plástico a menudo consiste en hacerle ver al paciente lo que es posible y lo que no, y que nuestro objetivo debe ser sacar a relucir la mejor versión de nosotros mismos en lugar de querer parecernos a otras personas o a una imagen irreal.

Mandíbula
John Kortajarena. /Foto: Getty