Cinco museos de coches antiguos que no te puedes perder

Rolls Royce / Foto : Jardines de Sabatini
Rolls Royce / Foto : Jardines de Sabatini

Si eres un apasionado del mundo del motor la mejor manera de conocer aún más todos sus entresijos, es visitando un museo temático. Algunos recogen verdaderas joyas clásicas, y otros te permiten conocer en profundidad cómo ha evolucionado el sector del automóvil. A través de recorridos históricos perfectamente estructurados desvelan curiosidades que probablemente jamás te habrías imaginado. Estos son algunos de los museos de coches que puedes encontrar a lo largo de la geografía nacional.

En los Jardines de Sabatini

El Museo de Coches de los Jardines de Sabatini de Madrid dispone de una colección privada de vehículos antiguos y clásicos de principios del siglo XIX. Situado frente al Palacio Real, durante el recorrido se pueden contemplar al mismo tiempo fotografías originales del Madrid de la época. La visita se realiza mediante un tour guiado en donde se puede aprender el mecanismo de un FORD T de 1915 o realizarse una foto junto a un microcoche Issetta que se hizo popular en década de los 50.

Madrid: Cuesta de San Vicente, 16.

Museos de coches Madrid
Coches antiguos en Madrid/ Foto: jardinesdesabatini.com

Eduardo Barreiros

El Museo Eduardo Barreiros en Valdemorillo (Madrid) es un homenaje a la figura de este industrial y personaje relevante dentro del mundo de la automoción. Se inauguró en el año 1988 y es de titularidad privada. Lo que se contempla a lo largo de este espacio son los fondos y las piezas que formaron parte de la vida y la obra de Barreiros (1919-1992). Un total de 800 metros cuadrados en los que apreciar donaciones, compras y objetos de la familia del empresario.

Entre las piezas exhibidas destaca un motor diésel seccionado EB6 de demostración, en el que se contempla al detalle cómo funcionan este tipo de motores.

Para concertar una visita es necesario rellenar un formulario que se encuentra en su página web.

Valdemorillo (Madrid): Finca Valmayor. Camino de las Huertas. Carretera Comarcal M-600, Km. 16,600.

Museo de coches Eduardo Barrerios
Colección Eduardo Barreiros/ Foto: fundacionbarreiros.com

Aficionados del automóvil

El Museo del Automóvil de Barcelona está vinculado al Antic Car Club de Cataluña, una asociación fundada en 1974 que acoge a los aficionados a todo tipo de automóviles, al margen de la marca o de la época a la que pertenezcan. El espacio museístico se halla en la misma sede del Club y muestra la historia del automóvil por medio de distintos modelos. Tiene además un bar y una zona de club que está decorada con madera y al estilo británico. Se puede visitar lunes, miércoles y viernes de 19 a 22 horas.

Barcelona: Vía Augusta, 182.

Una colección municipal

El Museo de la Automoción Roda Roda se encuentra en Lérida y expone una amplia muestra de coches, motores, motocicletas y miniaturas. La sala tiene su origen en una colección particular que adquirió el mismo Ayuntamiento de Lérida. Después se ha ido ampliando gracias a las donaciones de particulares. En el año 2002 se trasladó a la sede de los antiguos Talleres Velasco. Estos representaron a la marca Mercedes Benz en Barcelona durante 1956. Los coches están clasificados cronológicamente y se organizan por bloques temáticos. La entrada es gratuita. Es posible hacer visitas guiadas pero estas sí tienen un coste, a excepción del cuarto sábado del mes, que son gratuitas.

Lérida: Calle de Santa Cecilia, 22.

Colección de coches Ramón Magriñà
Colección de Ramón Magriñà/ Foto: feva.es

Modelos únicos

La colección Ramón Magriñà está compuesta de 64 automóviles, 60 motocicletas y 65 bicicletas. Comenzó en el año 1979 con un Citroën 5CV tipo Trefex y luego fue creciendo e incorporando otras piezas como dos motores de aviación de Hispano Suiza elaborados en los años 30. Entre las marcas de coches que podemos ver destacan Rolls Royce de entre 1923 y 1950 Pegaso, Ricart (competición nº 1), Bugatti, Aston Martin, Mercedes, Lincoln, Cadillac, Horch, Cord o el vehículo Campeador, un modelo exclusivo en el mundo. La visita solo se puede efectuar mediante cita previa.

Masllorenç (Tarragona): Calle Major, 27.