La kombucha que ha conquistado a Marcos Llorente

Miwi
Marcos Llorente confía en Miwi. /Foto: Miwi

Sí es posible. Llevar un estilo de vida saludable como aquel por el que abogan prestigiosas nutricionistas sin renunciar al placer es algo absolutamente factible. Por suerte en la actualidad existen alternativas para que aquellos que quieren cuidarse puedan participar de los actos sociales del día a día sin verse obligados, por ejemplo, a consumir alcohol o refrescos que arruinan nuestra dieta, entendida esta como el desarrollo de hábitos sanos que nos llevan a sentirnos y vernos cada vez mejor. Una de esas alternativas es la kombucha. Una bebida fermentada de la que es posible que ya hayas escuchado hablar. Hay varias marcas de kombucha en el mercado pero solo una en concreto ha conquistado a importantes personalidades del mundo del deporte como es el caso de Marcos Llorente, el futbolista español que juega como centrocampista en el Atlético de Madrid. Se llama MIWI y ha sido fundada por los emprendedores Iñigo Aguirrezabal Conde, natural de Bilbao, y Laura Pérez Valverde, de Madrid. Ambos coincidieron en una multinacional de bebidas desde donde «vivimos la evolución del sector y nos dimos cuenta de que la verdadera revolución se tenía que hacer desde fuera del modelo tradicional», comenta Valverde.

«Por fin existe un refresco saludable y no me puede hacer más ilusión formar parte», decía en su perfil de Instagram por su lado Marcos Llorente. «Espero que os guste tanto como a mí y que veáis que, con iniciativas así, cuidarse no significa renunciar a nada», agregaba.

KOMBUCHA
En la imagen Chef Bosquet / Foto: MIWI

MIWI es la primera marca de kombucha fabricada en España sin azúcares y por su calidad ha sido también respaldada por grandes gurús de la salud como es el caso de Roberto Bosquet, más conocido en redes sociales como Chef Bosquet. Con él hemos tenido el placer de hablar para conocer un poco más cuáles son los beneficios del nuevo refresco de moda.

Pregunta: ¿A qué llamamos «real drink»?

Respuesta: Llamamos «real drink» a la bebida que está hecha a base de ingredientes naturales, que huye de lo artificial y del azúcar. El concepto real asociado al drink, la bebida, es un nuevo estilo de vida, donde nos preocupamos por lo que comemos, queremos llevar un consumo más consciente y respetuoso con nuestro cuerpo y por lo tanto, con nuestra salud.

P: Es la kombucha un producto nuevo?

R: La kombucha es una bebida fermentada de hace miles de años que con el tiempo ha ido mejorando su elaboración. Existen otras marcas de kombucha en España que lo están haciendo muy bien. Con MIWI queremos darle un enfoque un poco diferente a lo que existe actualmente, con un posicionamiento de marca enfocado en el disfrute para responder a la necesidad por parte del consumidor de tener una alternativa saludable a los refrescos tradicionales en los momentos de disfrute, más disruptivo a lo que estamos acostumbrados en productos naturales.

MIWI
Campaña kombucha MIWI./Foto: MIWI

P: ¿Qué beneficios tiene?

R: Los beneficios de MIWI provienen de cuatro factores fundamentales. Por un lado, los microorganismos vivos, los cuales se consiguen cuando una kombucha se fermenta de manera natural y no se pasteuriza. Estos microorganismos son beneficiosos para el sistema digestivo ya que aumentan las bacterias buenas de nuestra flora intestinal. En segundo lugar, los ácidos orgánicos, que se producen durante el proceso de fermentación natural y ayudan a mantener el colesterol, estabilizar los niveles de azúcar en sangre o prevenir el desarrollo de bacterias patógenas. En tercer lugar, las propiedades antioxidantes, donde el té verde que utilizamos en MIWI contiene altos niveles de polifenoles que son ricos en antioxidantes. En último lugar y muy importante, la ausencia de azúcar, ya que a diferencia de la mayoría de los refrescos, MIWI no contiene azúcar.

P: ¿Cómo explicas de manera muy sencilla qué son los probióticos y por qué son beneficiosos para nuestra microbiota?

R: Son microorganismos vivos que administrados en la cantidad adecuada, proporcionan beneficios para la salud del huésped, que en este caso ayudan a nuestra microbiota intestinal a combatir bacterias malas o patógenas.

P: ¿Por qué ahora hablamos de microbiota y no de flora intestinal?

R: La flora intestinal es un término que se adoptó antiguamente pero en la actualidad lo correcto es llamarla microbiota intestinal.

P: ¿Tiene alcohol la kombucha al ser una bebida fermentada? Si es así ¿cómo es que sigue siendo sana?

R: Gracias a nuestro proceso de larga fermentación, no aseguramos de no superar nunca un 0,3% de alcohol, situándose dentro de los estándares de bebidas no alcohólicas.

P: ¿Por qué has decidido confiar en MIWI?

R: Quien me conoce sabe lo mucho que me atrae todo lo que nos ayuda a mejorar nuestra alimentación. Atrás quedaron los alimentos aburridos y sin gracia para cuidarnos por dentro. MIWI es una alternativa saludable a los refrescos tradicionales. La mayor diferencia de MIWI respecto a otras kombuchas es que el producto final se sirve completamente libre de azúcar gracias a alargar la duración del proceso de fermentación. Siendo una bebida natural, a base de té fermentado, sin alcohol ni apenas calorías, me resultaba una propuesta muy interesante para incluir en los momentos de ocio y, por lo tanto, en mi día a día. Además, creo que en estos tiempos que corren es más importante que nunca apoyar al emprendimiento, y Laura e Íñigo, los fundadores del proyecto, lo están haciendo muy bien.

Kombucha
La kombucha de MIWI. /Foto: MIWI

P: ¿Cuánto tiempo crees que pasará hasta que podamos pedir una kombucha en un bar sin que nos miren como si fuéramos extraterrestres?

R: En nuestro restaurante Naked and Sated esto ya es posible. Estamos viendo cómo muchos consumidores ya eligen MIWI como bebida para acompañar sus comidas sin sentir que están renunciando al placer que antes les daba un refresco o una cerveza.

P: Si nos suelen sentar mal las bebidas con gas, ¿nos sentará mal la kombucha?

R: Por sus propiedades, puede contrarrestar los efectos adversos que provoca el gas en algunas personas. Lo ideal es probar poco a poco para comprobar la tolerancia.

P: ¿Has cocinado con kombucha alguna vez?

R: Actualmente estoy experimentando con cócteles sin alcohol con un resultado espectacular!

P: En línea con el título de tu primer libro, Fast food saludable, ¿qué les dirías a quienes dicen “yo no tengo tiempo para comer de manera saludable?

R: Que sigan mis consejos porque día a día, además de con mis libros, en las diferentes redes sociales demuestro que podemos disfrutar de platos brutales en casa con el mínimo esfuerzo!

P: Desde luego. No hay excusas.